El ayuntamiento de riaño está trabajando para convertir el valle de anciles en un centro de estudio de bisontes y caballos salvajes, mientras desarrolla una nueva atracción para el ecoturismo, según su alcalde, fernando moreno.

Los primeros estudiantes europeos e ingleses ya visitaron el área el año pasado para estudiar estos grandes herbívoros. “la idea es que los jóvenes vengan a realizar su trabajo final de grado sobre la adaptación y el comportamiento del bisonte en las montañas del cantábrico”, dijo moreno.

El concejal de turismo, pelayo garcía, es responsable de realizar las visitas correspondientes al valle de anciles para monitorear la adaptación y el estado de los caballos de búfalo, bisonte y pottoka.

Después de los nacimientos de este año, actualmente hay 16 animales, aunque se espera que siete yeguas den a luz este año.

García recuerda que el celo del bisonte es entre agosto y octubre y que si todo va bien, las dos hembras quedarán embarazadas este año, pero “hasta los seis meses de embarazo será difícil de detectar”.

Con respecto a la liberación de nuevos animales, señala que todo se ha paralizado por el estado de alarma que están experimentando estas semanas. En cuanto al bisonte europeo, es una especie protegida controlada por el organismo europeo eaza, que se encarga de dirigir los transportes de este tipo de animales.

El plan es traer media docena de bisontes, tanto hembras como machos, al valle de anciles este año.

Enlace al artículo completo:

https://www.diariodeleon.es/articulo/provincia/riano-trabaja-convertir-anciles-paraje-estudio-bisonte-cantabrico/202004050132192001950.html